• English
  • Français
  • Italiano
  • Español
Gustavo India
Usted está aquí:Inicio / NEF / NEF 2016 / Noticias en Familia - 14 de Junio de 2016 / El Calvario de Betharram (6)
16/06/2016

El Calvario de Betharram (6)

De 1794 a 1825

El Calvario de Betharram (6)

Nueve propietarios de Lestelle se asociaron y compraron juntos las capillas arruinadas, el camino y la explanada del Calvario “para servir a usos religiosos”.

Hicieron algo mejor, algunos años después: cedieron todas las partes no divididas a la Casa de Betharram, que había vuelto a ser propiedad eclesiástica en 1805.Ya antes de esa época, había hecho esfuerzos exitosos para restablecer las peregrinaciones.

Uno de los capuchinos que, como dijimos, habían vivido algunos años en Betharram, en los primeros años de la Revolución, el P. Joseph, se había negado a seguir a sus cofrades a España. Permaneció escondido en el país, en el que rendía grandes servicios ejerciendo las funciones del santo ministerio, en favor de almas que seguían apegadas a la religión. Había visto el Calvario destruido y, al otro día de ese desastre, formulaba el proyecto de una restauración completa.
Ni bien las circunstancias lo permitieron, ni bien el culto católico fue restablecido en Francia, por obra de Napoleón, el P. Joseph comenzó los trabajos. Le dio mucho trabajo y, con el tiempo, logró poner ese santo lugar en condiciones de satisfacer la devoción de los fieles.

Mons. Loyson [Obispo de Bayona] colocó (en 1808) el seminario menor de su extensa diócesis bajo la dirección del venerable Padre Lassalle, antiguo sacerdote de la Doctrina.

En 1812, como consecuencia, sin duda, de las medidas que Napoleón acababa de tomar contra los seminarios menores, la autoridad diocesana pensó en suprimir el de Betharram. Este proyecto produjo las más tristes sensaciones en el público. “Suprimir Betharram, exclamaba un caluroso defensor, no se puede. La experiencia de los tiempos revolucionarios lo ha probado muy evidentemente que no depende de ninguna fuerza comprimir el afecto que se tiene por ese lugar […] El Terror intentó inútilmente hacer desertar ese santuario; vomitó blasfemias contra él, profirió amenazas espantosas,y sin embargo, las solemnidades nunca fueron abandonadas. Aunque hubiese quedado solo una piedra, hubieran seguido frecuentando el lugar; hubiera sido, para el habitante de ese lugar, lo que había sido para los judíos la piedra del campo de Bethel” […].

Se sabe que los Terroristas habían destruido todas las antiguas estaciones. Si creemos a los que las vieron, la obra de nuestros padres era de una belleza notable. Pero hay que admitir que, después de la Revolución, Betharram no brillaba por su Calvario. Dos veces trataron de reconstruirlo y dos veces se hico una obra que el arte no podía reclamar en absoluto”.`

Padre Menjoulet, Chronique de Bétharram

Nos acercamos así, al año 1825, en el que el Padre Garicoits llegó a Betharram.

Acciones de Documento

« Junio 2024 »
Junio
LuMaMiJuViDo
12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
Nef

Nef logo portletNEF, NOTICIAS EN FAMILIA

Nef es el boletín oficial de la Congregación del Sagrado Corazón de Jesús de Betharram.
La redacción es responsabilidad del Consejo General.

Para leer la NEF puede consultar la sección correspondiente del portal, que también contiene el archivo de los últimos años.

Aquí abajo, los tres últimos números publicados ...