• English
  • Français
  • Italiano
  • Español
Ibarre
Usted está aquí:Inicio / NEF / NEF 2011 / Noticias en Familia - 14 de junio de 2011
03/06/2011

Noticias en Familia - 14 de junio de 2011

Sumario

pdf.pngedición PDF 


  

La palabra de Padre general

nef-110601.jpg

 CARTA DESDE BELÉN

Queridos padres y hermanos:
El Espíritu Santo, a través de los hermanos capitulares, ha querido que siga conduciendo seis años más esta nuestra querida familia de Betharram. Confío en la vocación y en la comprensión de todos mis hermanos. Les prometo que haré lo mejor posible, junto con los Padres Enrico Frigerio, Graziano Sala, Laurent Bacho y Tobía Sosio.
Llegados al final de este 26 Capítulo general, son muchos los motivos que tenemos para darle gracias a Dios por todo lo que hemos vivido los hermanos que hemos participado de él y por el impulso de vida que pensamos significa para toda nuestra Familia.
Lo comenzamos con la celebración eclesial de la fiesta de nuestro santo padre fundador en la capilla del Carmelo de Belén, donde fueron ordenados tantos de nuestros predecesores. Presidió la Celebración Mons. Antonio Franco, Nuncio de su Santidad para Israel y Delegado Apostólico ante la Autoridad Palestina, concelebraron dos obispos auxiliares de la Iglesia Madre de Jerusalén y participaron junto con nosotros, la comunidad de las carmelitas y los Superiores de las congregaciones amigas de Tierra Santa.
Ha sido una gracia que hayamos vivido este Capítulo en nuestra casa de Belén, donde la comunidad del noviciado de la Región San Miguel nos ha hecho sentir en nuestra casa. Es aquí donde nació Jesús, el Dios todopoderoso que se nos manifestó en la vulnerabilidad de nuestra carne. Eso nos permitió entender mejor que somos vasijas de barro que contienen un gran tesoro. El tesoro es el Carisma que hemos heredado de nuestro Padre San Miguel Garicoits, el tesoro es también cada una de las personas que componen nuestra Familia, con sus cualidades, sus talentos, su generosidad, su entusiasmo por vivir la vocación y su pasión por realizar la misión. El barro son nuestras limitaciones, infidelidades, cerrazones y egoísmos personales que impiden que nuestras comunidades sean más significativas.
Hemos valorado el camino de Regionalización que hemos vivido durante estos dos últimos años en nuestra Congregación: nos ha permitido progresar en una mayor unidad de la Congregación, en un mejor compartir los bienes y nos ayuda a valorar la riqueza de la variedad de culturas que componen nuestra familia y en las que se expresa de forma diferente el único carisma. Sabemos que la comunión eclesial será el fruto de la síntesis de contrarios: La unidad de la única Congregación en torno al único Carisma de nuestro Padre San Miguel Garicoits en el respeto de la diversidad cultural de los diversos vicariatos y países. La Regionalización es entonces la oportunidad de una renovación espiritual.
Estamos muy contentos de haber aprobado con gran consenso la Regla de Vida, que expresa la nueva forma de gobierno requerido por la Regionalización y la originalidad de nuestro estilo de vida. Ahora tenemos que presentarla a la Sagrada Congregación de Religiosos para su confirmación. Pero no basta con que tengamos un lindo documento, tenemos que hacer lo imposible para que cada religioso la reciba, la lea, la acepte, la rece, la interiorice y la practique. Puede ser un buen medio para que la Regionalización sea la oportunidad de esa renovación interior de nuestra familia.
Después de conocer y analizar la situación de nuestra familia y reflexionar entre nosotros hemos fijado las siguientes prioridades para los próximos seis años:

La formación permanente - Convencidos de que el tesoro es el Carisma y las personas de los religiosos, nos parece que hay que cuidar mucho la vocación de cada uno de nuestros hermanos, protegiéndolos del desgaste "del peso del día y del calor", dando a todos los medios para renovar el don que cada uno recibió por la imposición de las manos y por la consagración religiosa.

La internacionalidad misionera - Constatamos que si podemos alegrarnos con nuevas profesiones y con nuevas ordenaciones, es por el coraje misionero que nos impulsó hacia Oriente y hacia Africa. Betharram ha sido siempre misionero y ha podido ser misionero por la disponibilidad que da la obediencia madura, asumida como un valor positivo. Betharram tiene que seguir siendo misionero, pero cambiando de dirección: Hay que dar una nueva vida a las realidades más tradicionales pensando al menos tres comunidades internacionales: en Pau, Nazaret y Olton.

La economía de comunión - También en esto la experiencia de la regionalización ha ayudado a compartir mejor los bienes, en algunos lugares más que en otros. Nos parece fundamental seguir avanzando por este camino. Hemos constatado que los vicariatos que tienen más vocaciones son los que tienen menos recursos económicos. Por eso, hemos decidido establecer una caja general para la formación, que pensamos que es una misión que tiene que interesar a la Congregación. La puesta en marcha del nuevo programa de cuentas, propuesto por el Consejo general, ayudará a una mayor transparencia y a un mejor compartir.

La pastoral Vocacional - En algunos vicariatos se hace un trabajo muy intenso, en otros no tanto. El Capítulo pide sobre todo a los Vicariatos más históricos que redoblen el esfuerzo por trabajar en este campo, superando la resignación a la muerte, provocada por las dificultades para trabajar con los jóvenes.

La vida comunitaria - Estos dos años de regionali-zación han sido la oportunidad para que algunas comunidades hayan afianzado su proyecto. El Capítulo pide a los Superiores que asuman y ejerzan su ministerio de animación del proyecto y de acompañamiento de las personas de los religiosos. A los demás religiosos los pide que se esfuercen por vivir la experiencia de fraternidad que consiste en compartir la vida, la fe, la misión y los bienes.
Agradezco todo lo que el P. Jean-Luc Morin ha hecho en estos seis últimos años para la calidad de la comunicación, así como en el ámbito de la economía de toda la Congregación. Agradezco también al P. Bruno Ierullo por su generosidad y empeño por llevar adelante los proyectos misioneros programados para cada año: Seminario de Tailandia, “campus” de Dabakalá, pozo de Shobhana Shaakha. Sólo el Sagrado Corazón sabe lo que han hecho, sólo él puede valorar y recompensar por ello.

¡Adelante, siempre adelante! Con alegría y esperanza nos disponemos a celebrar los 150 años de la muerte de nuestro Padre San Miguel Garicoits porque vemos un futuro para nuestra familia.
Betharram tiene futuro porque son muchos los hermanos nuestros que se toman en serio la vida espiritual, la consagración por los votos, la comunidad y la misión.
Betharram tiene futuro porque todos estamos decididos a contagiar con nuestro testimonio y a proponer con nuestras palabras la belleza de la vida que nos dejó nuestro padre San Miguel Garicoits.
Betharram tiene futuro porque muchos laicos impactados por nuestra vida quieren compartir con nosotros la espiritualidad y la misión.
Betharram tiene futuro porque no es una obra querida por los hombres sino por el Sagrado Corazón que la concibió y la formó.
Betharram tiene futuro porque como hemos podido comprobar estos días, muchos sacerdotes, religiosos, religiosas y laicos rezan por nosotros.
Betharram tiene futuro porque una nube de testigos nos precede e intercede por nosotros desde el Cielo, encabezados por María de Betharram, San José, San Miguel Garicoits, beata Marian y el siervo de Dios P. Augusto Etchecopar.
Desde la Colina de David, en la ciudad de Belén donde nació Jesús, un recuerdo y un saludo para cada religioso que trata de vivir en la comunidad la misión encomendada. Un saludo especial para cada religioso anciano y enfermo que desde su posición, ofrecida al Señor, participa de la misión de la Iglesia y embellece la Congregación. Un saludo a cada formador y a cada joven en formación, a quienes miramos como la esperanza de nuestra familia.

Gaspar Fernandez,SCJ
31 de Mayo de 2011

nef-110602.jpg

nef-etchecopar.jpgEl Padre Auguste Etchécopar ascribe... 

carta circular, Bétharram - 15 de junio 1888

Por la presente estoy promulgando las actas del Capítulo General [agosto de 1877]… Y ¿dónde fue a buscar los medios para conservar y acrecentar la santidad de nuestro estado? En la misma fuente de la que salió nuestra Congregación; siguió, en eso, la recomendación del Espíritu de verdad: Beban del agua de sus cisternas, Bibe aquam de cisterna tua. Prov. 5,15. Se inspiró en los pensamientos y en las mismas palabras de nuestro Fundador, a lo que el Padre Garicoits llamaba nuestra santísima regla, nuestra obediencia propia, nuestro sello distintivo.
¡Qué inspirado estuvo este Capítulo General! ¡Cómo merece la gratitud de todos nosotros! Nos mostró a todos el camino providencial que debemos siempre mirar y siempre seguir, la fuente de luz y de vida, abierta para nosotros, brotando del Corazón de Jesús y del Corazón de María especialmente para nosotros, para refrescarnos sin cesar, el arsenal en el que están guardadas las armas forjadas por nuestro Jefe para uso de su pequeña compañía…
Padres y Hermanos, ustedes lo ven, lo sienten como nosotros; los más hermosos motivos, los más fuertes, nos impulsan a todos indistinta-    mente a lanzarnos a la santa carrera con corazón grande y espon-taneidad generosa: corde magno et animo volenti…


Vuelta del mundo desde Belén

nef-110603.jpg

CRÓNICA DE UN CAPÍTULO GENERAL - 2011

va.jpg
 
sc.jpg
 

Sábado 14 de mayo |Hoy, fiesta de San Miguel Garicoits se abre el 26º Capítulo General en nuestra residencia de Belén. Durante 17 días, 31 capitulares (de una media de edad de 52 años) provenientes de 4 continentes irán profundizando sobre el presente y el futuro de la Congregación.

Esta mañana, la capilla del Carmelo albergaba la misa en honor de San Miguel. Ante de los betharramitas, algunos sacerdotes del patriarcado y la comunidad de las Carmelitas, Mons. Antonio Franco, nuncio apostólico en Israel y Palestina, presidió la celebración asistido por Mons. Giacinto Boulos Marcuzzo, auxiliar de Nazareth, de Mons. William Shomali, auxiliar de Jerusalén, del P. Pierbattista Pizzaballa, custodio de Tierra Santa y del P. Gaspar Fernández, nuestro superior general. La belleza del conjunto, el aura espiritual del lugar, el fervor de los participantes, la liturgia, sobria y cuidada, la homilía muy sentida del celebrante principal, el vino de honor y los agasajos siguientes…, no faltó nada. Así, esta fiesta de San Miguel fue un momento fuerte de Iglesia y de fraternidad… y un excelente arranque para los trabajos futuros. 

 
fr.jpg
 

Domingo 15 de mayo | En el segundo día del Capítulo, tuvo lugar el momento de retiro espiritual. De mañana, el P. David Neuhaus, jesuita israelí especialista en Biblia, nos ayudó a reflexionar sobre nuestras vidas a partir de la segunda carta a los Corintios: "Llevamos este tesoro en vasos de barro" (2 Cor 4). Paramos para descubrir que nuestras fragilidades no son obstáculos, sino ocasiones para dejarnos recrear por la gracia de Dios. La actitud contraria, del encierro en sí mismo, lleva derecho a la muerte. Fortalecidos por esta iluminación espiritual, cada uno se sumergió en la meditación de la Palabra de Dios. La tarde pasó rápidamente, entre la ado-ración silenciosa de Jesús Eucaristía y largos momentos de relectura personal. El retiro terminó con la concelebración de la Misa, punto culminante de un día en el que el Señor nos llevó al desierto y nos habló al corazón.
 
ar.jpg
 

Martes 17 de mayo | Los miembros del Capítulo General festejaron los 25 años de sacerdocio del P. Graziano Sala. En la Misa concelebrada con todos los hermanos, entre los cuales el P. Guido García que acaba de cumplir su segundo año de ordenación, el P. Graziano agradeció al Señor por todas las “sorpresas” que jalonaron su vida sacerdotal; los años pasados en Mariotto, los consagrados al acompa-ñamiento de los grupos de jóvenes, finalmente, el servicio a la Congregación como Superior Provincial y Regional. Después, la fiesta continuó con la cena y la infaltable torta de los 25 años. El Señor que lo eligió como ministro, continúe en él su obra.
 
uy.jpg
 

Miércoles 18 de mayo |Después de un día de preparación por vicariatos y regiones, el 17 y 18 de mayo estuvieron consagrados a la presentación de Betharram bajo todas las facetas y siguiendo un esquema de relectura preestablecido. Con distintos medios audiovisuales e informáticos, los capitu-lares hicieron presente de manera viva y creativa la vida de cada vicariato: los hombres, las misiones, los desafíos actuales. Después de eso, los Superiores Regionales comple-taron esos aportes con sus informes de actividades, seguidos de preguntas y respuestas. Durante dos días, el Capítulo procedió a una vuelta al mundo de la realidad de una Congregación de 300 miembros en 12 vicariatos que cubren 15 países diferentes. Una diversidad humana, cultural y apostólica que invita a la acción de gracias y a más audacia aún para ser lo que somos: religiosos del Sagrado Corazón.
 
pa.jpg
 

Jueves 19 de mayo |Durante la mañana, el Superior General, el P. Gaspar Fernández presentó su informe sobre el estado de la Congregación, desde el último Capítulo General de 2005. Muy detallado, el informe presentó una correcta evaluación de la Congregación, al mismo tiempo rea-lista y estimulante, en las tres regiones: San Miguel (Europa-África-Tierra Santa), P. Etchécopar (América Latina) y Beata Miriam (Inglaterra y Asia) donde los religiosos de Betharram viven y ejercitan su ministerio. Al fin de la intervención muy apreciada, todos los capitulares aplaudieron al P. Gaspar.

De tarde, en la estela del informe del Superior General, el P. Enrico Frigerio llamó la atención de los capitulares sobre la resolución del Capítulo 2005 que pedía al Consejo General que elaborara una  breve colección de elementos espirituales para los laicos asociados. Después de haber presentado lo actuado en estos últimos seis años, como consejero general encargado del tema, indicó los temas a trabajar en los grupos de los próximos días.
En la 2ª parte, el P. Jean Luc Morin presentó el informe elaborado por el Economato general: lindo ejemplo de colaboración entre religiosos y laicos, ya que este trabajo no hubiera podido ser encarado sin la competencia y la dedicación de varios laicos, especialmente de la Sra. Maria Grazia Cavazzini, contadora de la Casa General (así como de su hijo Paolo, experto en informática, el Sr. Luigi Pirovano, asesor económico de la Congregación y su asistente, la Sra. Elisa Sala). Este ejercicio de transparencia y el debate que siguió, permitieron puntualizar y fortalecer la orientación para llegar a una verdadera “economía de comunión”.

 
es.jpg
 

Viernes 20 de mayo | Los capitulares definieron los ejes de reflexión, de conversión y de acción a proponer a la Congregación para los próximos seis años. Después del tiempo personal y los grupos por región de la mañana, la asamblea debatió largamente sobre este trabajo de fondo. Al final de la tarde, los capitulares se pusieron finalmente de acuerdo sobre los temas que trabajaría el Capítulo: 1/ Formación permanente (carisma, misión, laicos, Regla de Vida); 2/ Internacionalidad (y cooperación misionera, laicos, Regla de Vida); 3/ Economía de comunión (proyectos, Regla de Vida); 4/ Animación vocacional (y formación inicial): trabajar con y para los jóvenes. 5/ Comunidad (papel del superior, proyecto personal y comunitario; laicos).
 
it.jpg
 

Sábado 21 de mayo | lEl Capítulo General interrumpió sus trabajos para un día de recreo y de peregrinación.      1a etapa: el desierto de Jericó para admirar el panorama y rezar. Llegando a las 10 a Nazareth, los capitulares pudieron recogerse en la Basílica de la Anunciación, en el mismo lugar de la encarnación; aprovecharon una (muy buena) refección en la residencia de Betharram, con los PP. Damiano Colleoni y Philippe Hourcade; Tuvieron un momento de compartir fraterno con las 14 hermanas de 12 nacionalidades, que viven en el Carmelo vecino. Luego repartieron, siempre en coche, hacia Emaús-Nicopolis. Cumbre del día: la Misa concelebrada allí donde Jesús, según la Beata Miriam, partió el pan con los discípulos (Lc 24). Después de ese momento de gracia, volvieron a Belén donde los esperaban unas pizzas al aire libre. Hubo con que reponer energías, antes de emprender la segunda parte del Capítulo.
 
uk.jpg
  

Domingo 22 de mayo | La asamblea capitular comenzó con la relectura y la discusión de la Regla de Vida para adoptarla definitivamente. Hace 9 años que fue lanzada la revisión de nuestro texto fundamental, reelaborado por la comisión ad hoc (PP. Ierullo, Felet, Moura, Oyhénart y Fernández), enriquecido por las observaciones de los religio-sos y de las comunidades; fue presentado en su versión de referencia, en francés. Los procedimientos de votación fueron definidos con precisión y aprobados. Dada la impor-tancia del tema, cada capítulo o sub-capítulo (en función de su importancia) es leído solemnemente, abierto a enmiendas eventuales, debatido y votado en bloque. Más allá del aspecto jurídico, se trata de una verdadera lectura espiritual que permite interiorizar el fondo de nuestro carisma, y sus repercusiones sobre nuestra vida y nuestra misión.
Domingo, de tardecita, los capitulares celebraron la misa en la gruta de San Jerónimo, debajo de la Basílica de la Natividad. No olvidaron confiar sus trabajos (¡de escribas!) al Señor, por intercesión del santo que hizo accesible la Palabra de Dios.

Cronograma del trabajo sobre la Regla de Vida
22 de mayo > capítulos de 1 a 4: carisma, misión, consagración, oración | 23 de mayo > capítulos de 5 a 7: vida fraterna, servicio a la Iglesia, formación | 24 de mayo > capítulo 8: gobierno | 25 de mayo > capítulos de 9 a 11: administración, salida, casos particulares.

 
py.jpg
 

Martes 24 de mayo |Pau, Carmelo del Sagrado Corazón, 24 de mayo de 1868: el corazón de la Hna. María de Jesús Crucificado es herido de amor por Cristo (fenómeno místico de la "transverberación); 143 años más tarde, el martes de mañana, en Belén, los capitulares celebraron el aconte-cimiento con las Hermanas del Carmelo del Niño Jesús (cfr. Homilía p. 16) es la ocasión de retomar su linda oración inspirada de la de Miriam:

Espíritu Santo, inspira al Capítulo;
Amor de Dios, consume al Capítulo;
Al verdadero camino, conduce al Capítulo;
María, Madre mía, mira al Capítulo;
Con Jesús, bendice al Capítulo;
De todo mal, de toda ilusión, de todo peligro,
preserva al Capítulo.

 
br.jpg
 

Miércoles 25 de mayo | Hoy, fiesta nacional en Argentina y fiesta de Santa Magdalena Sofía Barat, contemporánea de San Miguel y fundadora de las Hermanas del Sagrado Corazón, el Capítulo General adoptó nuestra nueva Regla de Vida a las 12 horas, 34 minutos y 25 segundos, "hora del muecín". Después de la proclamación de la votación, por el P. Graziano Sala, moderador de la sesión, el P. Gaspar Fernández se congratuló por la seriedad del debate y el éxito del enorme trabajo lanzado por su predecesor, el P. Francesco Radaelli. En nombre de los capitulares y de toda la familia de Betharram, agradeció a la comisión revisora integrada por los PP. Bruno Ierullo, Jacky Moura, Pietro Felet y Beñát Oyhénart, su incansable secretario; desde el año de 2004 trabajaron en la refacción de ese documento fundante que consta de 340 artículos, enriquecida por las citaciónes del "tesoro betharramita", del magisterio reciente y del Código de Derecho Canónico. La regla de Vida de Belén será sometida próximamente a la aprobación de la Congregación romana de los Religiosos y los Institutos de Vida Apostólica. Nos toca a nosotros, ahora, conformar nuestra vida con esta Regla de Vida: es un "medio de cooperación con la gracia, [un] camino directo para ir a Dios y ponernos bajo la moción del Espíritu Santo". (DS 221).
 
th.jpg
 

Jueves 26 de mayo |Los miembros del Capítulo General se dividieron en grupos para definir las pistas de acción que orientarán la Congregación en los próximos seis años. La mañana del 26 fue totalmente dedicada al trabajo en pequeños grupos sobre los temas siguientes: formación permanente, vida de comunidad, economía de comunión, internacionalidad y animación vocacional. De tarde, la asamblea comenzó por escuchar el informe del P. Jean Luc sobre el llamado recibido por la Congregación al Vietnam. Actualmente, nuestra familia cuenta, allá, con un candidato, Joseph Tuan; nos corresponde rezar al Espíritu para que su caminada sea el germen de una nueva apertura misionera para Betharram. Después de esta exposición, se retomó el análisis de las conclusiones de los primeros grupos. Mañana, los capitulares continuarán el trabajo en grupo y en asamblea, sobre los cinco grandes ejes.
 
ci.jpg
 

Viernes 27 de mayo | El P. Abid Zoomot, rector de Seminario del patriarcado latino de Jerusalén, invitó a los capitulares a cenar con el equipo de los Padres y los seminaristas. Ubicado en Beit-Jala, no lejos de Belén, el Seminario continúa manteniendo lazos muy estrechos con nuestra familia religiosa. Hasta los años 80, los Betharrami-tas lo dirigían, tanto que numerosas generaciones de sa-cerdotes, entre los cuales el actual Patriarca, fueron alumnos de nuestros Padres. Al final de la comida fraterna, el rector agradeció a las visitas, recordó todo lo que este lugar de formación debe a Betharram y concluyó con un homenaje al P. Luigi Speziale scj, que continúa aún hoy, esa rica tradición.
 
ca.jpg
 

Sábado 28 de mayo | A las 9,47 hs. el P. Gaspar Fernández Pérez fue reelegido por seis años, Superior General de la Congregación del Sagrado Corazón de Jesús de Betharram. La proclamación de la votación fue saludada por una larga ovación, de pie. Inmediatamente, la sesión del Capítulo general fue suspendida para permitir a los religiosos que fueran en procesión a la capilla, encabezada por los novicios y seguida por el decano de los religiosos, el P. Alberto Pensa, que llevaba el relicario de nuestro padre San Miguel Garicoits. Durante la celebración, de un fervor, una seriedad y una alegría profundas, el P. Gaspar lavó los pies a doce religiosos representantes de los doce vicariatos de Betharram en el mundo. Este gesto y esta imagen valen todo un comentario sobre el servicio de la autoridad entre hermanos… Demos gracias al Sagrado Corazón y confiemos a nuestro Padre General a Nuestra Señora del ramo hermoso. 

De tarde, las elecciones en Capítulo, completaron el nuevo Consejo General como sigue:
• Vicario General, el P. Enrico Frigerio (reelegido);
• Secretario-Ecónomo General, el P. Graziano Sala (hasta ahora, Superior de la región S. Miguel Garicoits)
Estos dos, residentes en Roma.
• Consejero General, encargado de la formación, el P. Laurent Bacho (reelegido, en comunidad en el vicariato de Costa de Marfil),
• Consejero General encargado de las misiones: el P. Tobia Sosio (hasta ahora, ecónomo de la Región P Etchécopar, del vicariato del Paraguay).

Al fin de la sesión, el P. Gaspar agradeció calurosamente por su colaboración, a los dos consejeros salientes: al P. Jean Luc Morin (ex secretario-ecónomo general) y al P. Bruno Ierullo (ex consejero encargado de las misiones).
Nuestros mejores deseos y nuestra oración, acompañarán al nuevo equipo en el servicio de la animación de la congregación que se les pide. “Adelante siempre, por Amor”.

Para festejar las elecciones,el Capítulo quiso saber algo más sobre la cultura local, especialmente desde el punto de vista culinario. Todos los capitulares con la comunidad del noviciado de Belén y el personal de la casa, fueron a cenar a la “Tienda de los Pastores”, un restaurante al estilo beduino cerca de Beit-Saour (el “campo de los pastores”, donde estaban los que recibieron el anuncio de los ángeles del nacimiento de Jesús). El menú fue típicamente árabe, algunos comensales llegaron a probar el narguile… Una noche fraterna y festiva, para coronar una jornada importante.

 
in.jpg
 

Domingo 29 y lunes 30 de mayo | Estas jornadas fueron consagradas a la redacción y a la aprobación de las mociones que serán el corazón de las Actas del XXVI Capítulo General. Lo largo de las discusiones fue en proporción de la importancia dada al asunto: elaborar el cuaderno de bitácora para que la Congregación sea fiel a su carisma y audaz en su puesta en práctica, para el período entre 2011 y 2017. Al final de la tarde, durante la última Eucaristía oficial del Capítulo, los participantes renovaron su profesión religiosa. Al finalizar la celebración, el P. Gaspar entregó a cada capitular un "niño Jesús", símbolo de la divinidad (nuestro tesoro) escondida en la humanidad (el vaso de barro de nuestras debilidades). Esta fue la conmovedora conclusión de 16 días de trabajo en los cuales, digámoslo, el Espíritu trabajó bien.
 
jo.jpg
 

Martes 31 de mayo | Los capitulares hicieron su última salida en común para celebrar la Visitación en Ain Karem, en el mismo lugar del encuentro entre María e Isabel. Se unieron a las comunidades franciscanas de Tierra Santa que celebraban, ese día, la institución de parte del Padre Custodio, de 11 lectores y de 7 acólitos. La alabanza y la alegría eran las notas dominantes de una liturgia marcada por la belleza del canto gregoriano, la profundidad de la homilía y el entusiasmo de la procesión. Fue así que la acción de gracias de los Betharramitas se abrió a la vida religiosa como misión universal. ¿La palabra final de este 26º Capítulo General? Magníficat, claro, y ¡adelante siempre!

5 minutos con...

el Padre Gianluca Limonta

nef-110605.jpg

 El P. Gianluca Limonta, 43 años, es director de catequesis de la diócesis de Parma. Fue uno de los 13 religiosos para quienes el Capítulo general fue una primera experiencia. Éstas son las impresiones de este “pequeño novato”.

Nef: Fuiste elegido por tus hermanos para representar uno de los 12 vicariatos de la Congregación en el Capítulo General. ¿Cuál era tu estado de ánimo cuando bajaste del avión el 13 de mayo pasado?
- Cuando llegué a Telaviv, mi estado de ánimo era una mezcla de emoción y curiosidad por descubrir qué horizontes me abría un encuentro internacional como el Capítulo General. Al prepararme para ese acontecimiento, a través de la lectura y estudio de la Regla de Vida, tenía la certeza de comenzar un duro trabajo que podía dar a la Congregación religiosa a la que pertenezco, un nuevo impulso.

¿Cómo viviste esta 26ª edición del Capítulo General?
- Confieso que, antes de comenzar los trabajos, había imaginado que participaría de un acontecimiento bastante institucionalizado y formal, con un enfoque que dejaría poco espacio a la contribución personal y de experiencia de cada uno. Por el contrario, me dejé atrapar por el espíritu de verdadera fraternidad, colegialidad y corres-ponsabilidad entre todos los miembros del Capítulo, en el que la palabra de cada uno era recibida con respeto y tenida en cuenta. El bien común de una congregación, pequeña pero viva, estaba en el corazón de cada delegado.

Como primera impresión, ¿cuáles fueron los momentos que más te impactaron?
- “Quién comienza bien, ya está a la mitad de la obra”. Comenzar el capítulo con la solemne celebración de la fiesta de San Miguel, dio un fuerte impulso a nuestro espíritu de pertenencia a la Congregación del Sagrado Corazón, realidad que tomó cuerpo con la aprobación de la Regla de Vida y con la capacidad de asumir, de parte de los 31 miembros del Capítulo, los tesoros y las fragilidades que, como piezas de un rompecabezas, dan forma a nuestros vicariatos y a nuestras comunidades. En este sentido, las palabras del P. David, en el día de retiro espiritual, fueron una luz que iluminó nuestro camino.

nef-110606.jpg

¿Hay algo que caracteriza un Capítulo General, en relación a otras asambleas y reuniones?
- En relación al 26º capítulo que se desarrolló aquí, en Belén, antes que nada diría que el espíritu de comunión entre los religiosos fue un enfoque que nos permitió no juzgar las dificultades o los problemas de los demás como algo que “no me interesa”, sino, por el contrario, asumir recíprocamente los aspectos que, hasta ahora, conocía pero sentía ajenos a “mi mundo”, a mi vida.

A nivel personal, ¿fue también un momento de crecimiento?
- La respuesta no puede sino ser afirmativa. A primera vista, puede parecer raro, pero lo que más me hizo crecer fue la capacidad de compartir con mis hermanos los momentos "ordinarios” y sencillos de la vida de cada día, como el rezar juntos, el compartir momentos de fiesta y de trabajo, siempre en clima de verdadera amistad y fraternidad. Fue en eso que aprecié y conocí a algunos hermanos que no había tenido todavía la oportunidad de conocer.

Al final de 17 días de intercambios y debates, ¿qué retrato harías de la Congregación? ¿Una cualidad suya? ¿Un defecto suyo?
- La cualidad más grande consiste, a mi manera de ver, en las diferentes facetas de una única realidad que es la familia betharramita, llamada, una vez más, a renovar la propia eficacia en el testimonio de vida fraterna y en la misión que la Iglesia le confía. ¿Un defecto? Tal vez muchos, pero especialmente, lo que cuesta compartir el tesoro presente en cada vicariato, en cada comunidad, en cada religioso.

La asamblea integrada por 31 religiosos, que vienen de 12 países, donde no todos se conocen entre sí y que, muchas veces, no hablan la misma lengua... ¿Qué es lo que hace que se sientan miembros de una misma familia?
- Nuestro sentido de pertenencia más grande, con la dificultad de las diferentes lenguas y culturas, creo que es el espíritu que nos caracteriza, la disponibilidad, la humildad en el testimonio de la voluntad de ser hijos de San Miguel, en cualquier parte del mundo en la que estamos llamados a trabajar y a vivir…
Dentro de pocos días voy a volver a mi realidad italiana, consciente de que en lo que estoy llamado a vivir, tendré que dar mi contribución para que no se apague el tesoro adquirido en este capítulo general. No es una riqueza que da prestigio, sino la convicción de que la familia betharramita a la que pertenezco, es el lugar ideal para crecer en mi seguimiento de Cristo y del Evangelio.

nef-110607.jpg
 

 24 de mayo de 2011 | Carmelo de Belén

nef-110608.jpg

ALEGRÍA DE CORAZONES ABIERTOS

Reproducimos a seguir, la homilía pronunciada en el Carmelo de Belén el 24 de mayo, día aniversario de la transverberación del corazón de la Beata María de Jesús Crucificado.
Lecturas: Ct 2, 8ss.; Mt 11,25-30

El texto que acaba de ser proclamado está bajo el signo de la alegría. En un día como hoy, es lo mínimo: alegría de reencontrarse, 10 días después de la fiesta del 14 de mayo; alegría de compartir el Pan de la Palabra y el Pan de los Ángeles, como hermanos y hermanas; alegría de celebrar un encuentro anhelado, intenso y ardiente como el del Bien Amado del Cantar de los Cantares y como la experiencia mística de la que hacemos memoria; alegría de hacer rimar Betharram y Miriam, aquí mismo; alegría de un lazo que se enraíza en el cielo y extiende sus ramos hasta la India; alegría de un Capítulo General, el primero, para nosotros, en Belén, fundación querida por la “pequeña árabe” y lograda por el P. Etchécopar; alegría de un Capítulo que lentamente, va llegando a su final en un clima reflexivo, universal, fraterno.
Todas esas alegrías no son más que un eco lejano del grito de Jesús en el Evangelio: Te alabo… Ita Pater... Todas esas alegrías no son más que un eco lejano del grito de Jesús en el Evangelio: Te alabo… Ita Pater… Cuando exulta, bajo la acción del Espíritu Santo, el Hijo vuelve nuestra mirada y nuestro corazón hacia el Padre. Nos lleva a la fuente de todo beneficio. Pero, para recibir la salvación y gustar su gozo, hay una condición: sentir su necesidad, no ponerse del lado de los sabios y de los entendidos, estos autosuficientes que se bastan a sí mismos; hacerse pequeño, deseoso de la gracia…
No somos salvados por méritos. Somos salvados porque nos dejamos modelar un alma de niño, un alma de hijo, de hija, que lo espera todo del Otro. Es así: hay que pasar por Cristo para conocer al Padre. Hace falta ese espíritu filial, para renacer de lo alto y hacerse más fraternos. Hay que cargar con el propio fardo y andar, para encontrar en el camino la suavidad de una presencia y la fuerza del don. Porque nada es imposible, para el Amor, inclusive, cambiar nuestro camino de cruz en caminos de fe.
La Beata Miriam vivió en su carne esta pequeñez y esta radicalidad; ella recibió las marcas del Amor que se encarna. Llevó en su cuerpo las heridas de Jesús, como verdaderas aperturas a los otros y a su Señor. El 24 de mayo de 1868, en el Carmelo de Pau, en la capillita en la que se rezaba el rosario, fue embargada de gozo y de dolor al mismo tiempo: ¡Oh Jesús, mi Bien Amado, decía, corro, te busco! No podía vivir sin Jesús y Jesús le traspasó el corazón. Cuando las hermanas retiraron el lienzo que cubría su llaga, descubrieron las iniciales de Oh Jesús Salvador, OJS en carácter de sangre, con una cruz arriba. Recuerden la primera lectura: Que mi nombre esté grabado en tu corazón, decía el Bien Amado, porque el amor es fuerte como la muerte. Hasta es más fuerte que ella, más fuerte que todas las buenas razones para encerrarse en sí mismo y desesperar. Al tercer día, resucitó. También nosotros, ¿no arde nuestro corazón?
Último motivo de alegría, que me gustaría compartir con ustedes, en este día, aniversario de la transverberación y despues de este evangelio, el mismo de la misa de San Miguel: en este momento estamos discutiendo y aprobando nuestra nueva Regla de Vida. Modificando el 1º artículo, este Capítulo de Belén pide que la Congregación de los Sacerdotes del Sagrado Corazón de Jesús, pase a ser simplemente Congregación del Sagrado Corazón de Jesús. Un nombre que simplifica e unifica: ¡qué este nombre esté grabado en nuestros corazones! El Nombre de Aquel que nos alcanzó en el camino y nos dice estas palabras que levantan y elevan:
Vengan a mí. No tengan miedo. Acepten su parte de sombra, sus fragilidades, sus debilidades. Recíbanlas para superarlas, para crecer en humildad, en audacia, en mansedumbre; encontrarán allí un tesoro. Carguen con lo que les pesa y los mortifica, tal vez, hasta el alma. Todo eso yo lo asumí en la cruz. Lo porto con ustedes cada día. Si vuelven a la verdad, a su deseo profundo, si eligen la Vida, entonces su fardo será leve. Háganse mis discípulos, aprendan de mí a amar. Con el amor, un montón de cosas impensables, insoportables, de otra manera, les serán posibles. Mi mandamiento es que se amen. Es dar su medida de amor, el pequeño nada tan necesario, a partir de lo cual yo los voy a bendecir y voy a bendecir el mundo a través de ustedes. Porque Yo Soy; soy Dios con el corazón grande, soy Dios en el corazón de su ser y de sus combates, soy un corazón herido pero no quebrado, un corazón que late para su felicidad. Y, en esta Eucaristía, y en la ofrenda de sus vidas, haré de ustedes, suavemente, humildemente, mujeres y hombres según mi Corazón.

Jean-Luc Morin,SCJ


viemariamES.jpg

6. LA FUNDACIÓN DE UN CARMELO EN INDIA

La fundación del Carmelo de Mangalore en la India fue una realización de la Hna. Miriam, pero también una aventura y, como el Señor le había predicho, una terrible prueba.
En 1868, Mons. María Efrén que se había hecho carmelita en Mangalore (India) y estaba queriendo fundar una tercera orden femenina, carmelita, indiana, con la Hna Verónica (Leeves), pasó por Pau. Solicitó a la priora la fundación en Mangalore de un Carmelo con esa extraordinaria novicia que era la Hna. Miriam. Ésta encontró en seguida a un generoso bienhechor, el conde belga de Nédonchel.
Un grupo de 6 carmelitas, con la Hna. Miriam todavía novicia, se embarcó en Marsella en agosto de 1870. Pero, según la predicción de la hermana, tres religiosas murieron en el viaje, dos fueron enterradas en Adén y la priora en Calcuta. Por pedido de Mons. María Efrén los Carmelo de Pau y de Bayona enviaron refuerzos, entre los cuales una priora de Pau, y una Maestra de Novicias de Bayona. Al llegar a Mangalore, la Hna. Miriam fue admitida para ser Hermana conversa.
Los comienzos fueron idílicos, hasta el día de la profesión perpetua, el 21 de noviembre de 1870. En el momento de la profesión, hubo que despertar a la Hna. Miriam de su “sueño”, el éxtasis.
Al otro día, comenzaba la prueba. El Señor le había dicho que contara todo lo que él decía sólo al Obispo y a su confesor: “No digas nada a nadie más”. Pero la priora y la Maestra de Novicias querían saber todo, contra sus constituciones. Llegaron a convencer al pobre obispo a que enviara al director lejos de Mangalore. Desde ese momento, la pobre novicia era considerada víctima de ilusiones. El obispo lo notificó oficialmente a las religiosas y lo escribió a Mons. Lacroix que no le creyó en absoluto.
Además de esta prueba, ya bastante terrible, hubo otra más terrorífica aún: una nueva posesión diabólica, como la de Pau de 1868. Aprovecharon de una salida de la clausura de la cual la Hermana no era responsable, para decidir enviarla de vuelta a Pau. “Voluntad de Dios”, le dijo en una aparición su amiga celestial, Matilde de Nédonchel. Acompañada por dos carmelitas, llegó a Pau el 5 de noviembre de 1872.
En Mangalore el Obispo, muy arrepentido, murió el 10 de abril de 1873. Las Hermanas, más libres, pusieron también por escrito su arrepentimiento, inclusa la Maestra de Novicias. La priora, inconsolable, consideraba que la Hna. Miriam, que ya había conseguido el bienhechor del Carmelo, era la verdadera fundadora del Carmelo de Mangalore, con sus sufrimientos físicos y místicos.
Recibida con afecto unánime en Pau, también por Mons. Lacroix, la Hna. Miriam vivió un final muy consolador de ese terrible año de 1872. Esa segunda estadía en Pau, las llamó sus “vacaciones”, antes de otra realización que le iba a pedir el Señor.

Pierre Médebielle,SCJ
Jérusalem (1983, pp. 201-239)

Acciones de Documento

« Agosto 2022 »
Agosto
LuMaMiJuViDo
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
293031
Nef

Nef logo portletNEF, NOTICIAS EN FAMILIA

Nef es el boletín oficial de la Congregación del Sagrado Corazón de Jesús de Betharram.
La redacción es responsabilidad del Consejo General.

Para leer la NEF puede consultar la sección correspondiente del portal, que también contiene el archivo de los últimos años.

Aquí abajo, los tres últimos números publicados ...